CARAJITOS DEL PROFESOR RECETA Y HISTORIA

diciembre 18, 2013 | 34 Comentarios

     HISTORIA Y RECETA  DE LOS CARAJITOS DEL PROFESOR 
  Carajitos del profesor..  una delicia de solo tres ingredientes 
Estos carajitos los hice para mi hijo que es profesor de secundaria y se los he llevado  para sus compañeros  porque,  me parece una receta muy apropiada, muy Asturiana y muy rica, y ademas porque se lo merecen mi hijo empezó este año a trabajar allí,    (Madrid) en un  instituto y esta encantado con ellos lo tratan genial.
Y lo que mas me gusto es que les encanto a todos y eso para mi es lo mejor jajaj ....  






Finalizada la Primera Gran Guerra, allá por el año 1918 y casi a modo de celebrac​ión, se fundaba en la villa asturiana de Salas La Casa del Profesor, un restaurante café de la época, lugar de tertulia y entretenimiento. El establecimiento vivió su época más dorada habiéndolo regentado el singular e irrepetible Falín, antiguo funerario y corresponsal de prensa que en su época de profesor de música armonizó a toda el contorno desde tan ilustre local.

En las tardes de reunión y para los clientes habituales, La Casa del Profesor elaboraba unas pastas de avellana que hacían muy amenos aquellos cafés de invierno. Por aquél entonces, ya habían regresado algunos emigrantes, de los que habían hecho las Américas, que de vuelta a su pueblo natal y convertidos en indianos frecuentaban el local. Sin acertar a poner nombre a tan deliciosas pastas, y haciendo uso de un apelativo muy utilizado en Latinoamerica  le decía Falin  al profesor: " ¡ Dame un carajo de esos ! " y el hombre y también el nombre se fueron quedando. Pasaron muchos años antes de poder registrar este tan rico vocablo que en su época fue tachado de inmoral.
Esta historia  esta sacada de su pagina http://www.carajitosdelprofesor.com/ 


Que estos dulces se pueden hacer muy bien son fáciles y 
absolutamente deliciosos lo importarte son las avellanas que si son asturianas son mucho mas sabrosas.
RECETA DE LOS CARAJITOS DEL PROFESOR
500 g de avellana tostada molida, 260  g de azúcar, 180 g de clara de huevo o aproximadamente 5 claras.





 Precalentar el horno a 180 grados con calor arriba y abajo. Pelamos y trituramos las avellanas con un robot de cocina o un molinillo de café es importarte que no quedan muy deshechas tienen que quedar a tocitos muy pequeñitos se ve en la foto. Las echamos en un bol y lo mezclamos con el azúcar , removiendo para que se integren bien. Vamos añadiendo la clara de huevo  de una en una removiendo con un tenedor para que la absorba la avellana. Tenemos  que  conseguir una masa blanda, pero no demasiado si no se esparraman todos aunque por supuesto el sabor es  delicioso igual.
Con una cuchara vamos haciendo montoncitos y se ponen el la bandeja del horno el que habremos puesto encima papel de cocina
se hornea unos 18 o  20 minutos a 180º  mas o menos o hasta que están dorados yo los hornee con aire. también se puede con calor arriba y abajo.
Y están deliciosos.








Esta ultima foto del corte es de noche y no se ve muy bien, el color pero bueno el resultado es delicioso
                        
                           !!!! BUEN PROVECHO !!!!

34 comentarios:

  1. Seguro que están muy buenos los carajitos, las pastas con avellanas siempre quedan ricas y el aspecto que tienen las tuyas no deja lugar para la duda.
    Bss

    ResponderEliminar
  2. ¡¡que buenas pastitas!! y su historia muy emotiva.

    ResponderEliminar
  3. me encanta la historia de todas las recetas xo esta es aun mas interesante. y la receta q se q la tengo q hacer.

    ResponderEliminar
  4. Bellísima entrada y deliciosa receta!!! Enhorabuena Belén!!!
    Besitos guapa....

    ResponderEliminar
  5. Que ricos,me gustan mucho y hace tiempo que no los hago ,tengo avellanas de Lugones ,haber si les quito la cascara y los hago ,ya sera el año que viene.Estos dias estoy con los polvorones,roscos,turrón de chocolate.
    Felices fiestas .besinos

    ResponderEliminar
  6. Me apunto a estas galletitas, son una delicia.
    Un abrazo y felices fiestas.

    ResponderEliminar
  7. Hola Belen !!!
    como he disfrutado con esta entrada, me he metido tanto en la historia que parecia que estaba allí....
    que bonita...la verdad que cada receta tiene su historia y yo cuando leo entradas así...me hes muy emotivo
    y me quedo con ganas de más....
    y los carajitos....riquisimos....menuda pinta....me los llevo que se que me van a gustar...
    ya te contaré....y como para no estar contentos y agradecidos los amigos de tu hijo...con tan delicioso bocado
    deben de estar ricosssssss, preciosas fotos
    un besazo y felices fiestas

    ResponderEliminar
  8. Muy linda historia y rica la receta. Deberemos probarla!!!!!

    ResponderEliminar
  9. Muy buena la historia y deliciosos esos carajitos. Con esos ingredientes tienen que estar de vicio. Un besote y felices fiestas.
    Aliño con cariño

    ResponderEliminar
  10. Querida Belén, antes de leer el título de tu entrada en Blogovin he visto en la foto esa vieja enciclopedia y me he venido corriendo. Mi padre las tenía, también era maestro y yo ya no, porque mi madre lo tira todo. Llegué tarde porque me hubiera gustado conservarlas. La historia de esta receta la leí hace un tiempo en algún blog asturiano y me la has recordado. No tienen que estar muy descontentos de tu hijo. Si él ya lo vale y además su mami les regala estas delicias, vamos que lo" recontratan" el próximo curso y sin pedir ni permiso a la Administración. Me la llevo que las avellanas me encantan. Besazos. Voy a ver si termino con el BBSS hoy que ya no doy para más.

    ResponderEliminar
  11. Qué historia más interesante ^^ y qué buena pinta tienen tus carajillos :D

    A partir de ahora me pasaré más por aquí, que por fin tengo más tiempo libre!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  12. Los conocía por una amiga y me dejaron entusiasmada tanto por la historia como por la estética, se ven tan buenos.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  13. me suenan pero nunca los habia probado, tienen que estar riquisimos

    ResponderEliminar
  14. Disfruto mucho con las historias que llegamos a conocer de los alimentos. Yo he oído hablar de ellos pero no los he probado, ni los he hecho. Gracias a ti me animo un día y los hago, pues como dices son fáciles de hacer. Besos y muchas felicidades para ti y los tuyos.

    ResponderEliminar
  15. Jajaja, "dame unos carajos de estos" porque me has convencido que son deliciosos!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    Me gusta la receta, sencilla y deliciosa.
    besos
    Felices Fiestas!!!!!!

    ResponderEliminar
  16. je craque devant ces jolis biscuits un régal
    bonne soirée

    ResponderEliminar
  17. Pero Belén , ¿como no van a estar contentos con tu hijo si encima de buen profe les lleva unas delicias como éstas? Se ven maravillosas, y tienen que estar buenas no...requetebuenas!!!! Y me ha encantado leer su historia, qué gracia me ha hecho eso de dame un carajo de estos, jajajaja.... Felice Fiestas, cielo y que el nuevo año os traiga mucha salud, mucho trabajo y mucha alegría! Biquiños mil!

    ResponderEliminar
  18. Que bocado tan bueno ii que me los comia todos,estande cine y super crujientes...Bessss

    ResponderEliminar
  19. hum ja levo um para logo comer com o meu chà que bonitos gostei mt bjs e felizes festas um 2014 mt feliz tudo de bom

    ResponderEliminar
  20. Listado de participantes en el 3er Reto BBSS otoño-invierno 2013

    http://recetasbbss.blogspot.com.es/2013/12/listado-de-participantes-en-el-3er-reto.html

    ResponderEliminar
  21. No los conocía pero seguro que tienen que estar buenísimos. Y la historia es genial.
    Besos y felices fiestas.

    ResponderEliminar
  22. ¡Hola

    Lo que un aspecto delicioso, muy rica en sabores.
    Felicitaciones por sugerencias magnifícicas existentes en este pequeño rincón

    Besos
    http://www.pratocaseiro.blogspot.pt/

    ResponderEliminar
  23. Tu post esta genial, y esa receta sabrosisima, Feliz Navidad, Besos

    ResponderEliminar
  24. Hola guapa!!!
    No me extraña que quedasen encantados porque el aspecto que tienen es delicioso..........Feliz Navidad!!!.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  25. Tienen una pinta estupenda, así que seguro que están muy ricas.......Besos y Feliz Navidad

    http://angiazucarycanela.blospot.com

    ResponderEliminar
  26. Hola Belen menudo bocado le daba yo a estos carajitos, no me extraña que quedaran encantados en el instituto donde trabaja tu hijo, si llego a saber donde se encuentra seguro que hubiera ido corriendo para decirle a tu hijo que me diera uno por que me gusta mucho las recetas que hace su madre y desearos que paséis una Feliz Navidad con mis mejores deseos un fuerte abrazo bst

    ResponderEliminar
  27. Hola Belen, que pintaza tienen! y una entrada entrañable... aprovecho para desearte feliz NAvidad y un 2014 lleno de ilusiones!
    besets
    Silvia

    ResponderEliminar
  28. Pues sí que son fáciles y seguro que están riquísimos, geniales para regalar como has hecho tú.
    Besos.

    ResponderEliminar
  29. Qué cosa más rica, y la historia muy entretenida. Saldrán un montón de carajillos, no? No sé si sabes que estoy de sorteo en mi blog, por si quieres pasarte… hay un montón de regalos! Un besote muy fuerte y felices fiestas!
    Elena

    http://mrmlada.blogspot.com

    ResponderEliminar
  30. bonita historia y rica receta me quedo por aquí.Un saludo.
    Paula

    ResponderEliminar
  31. Una historia preciosa y unos carajitos divinos!! se ven estupendos y tienen que estar riquísimos!! me apunto la receta, con tu permiso!!
    Un besete y Felices Fiestas, en compañía de todos los tuyos!!

    ResponderEliminar
  32. Ay... ¡Entre coñetes y carajitos! la que tiene lia Belen...jajajaja Exquisitas tus recetas, me encantan. Besitos

    ResponderEliminar